Dio a luz a unas gemelas siamesas. 18 años después ya no están juntas y lucen muy diferente

Publicidad


Cuando se espera un bebé, lo único que desean los padres es que se desarrolle con absoluta salud, pero no siempre es así. Crystal Copeland descubrió a las 17 semanas de embarazo que las gemelas que esperaba estaban unidas, es decir, eran siamesas. Aunque la vida de sus niñas y la de ella peligraba, contra viento y marea decidió dar a luz.

Publicidad

Así nacieron Caitlin y Emily.

Youtube Captura/Inside Edition

De ser separadas, tenían solo un 5% de probabilidades de sobrevivir y así fue.

“Fue devastador, las únicas historias que conocíamos sobre siameses eran de espectáculos de circos y cirugías letales para los bebés. Todos morían. No encontramos ni una sola historia con un final feliz”.

-Crystal Copeland, para Inside Edition.-

Publicidad

Youtube Captura/Inside Edition
Youtube Captura/Inside Edition

El doctor Kevin Lally se encargó del caso y descubrió que las niñas solo compartían un único órgano vital: el hígado.

Luego de pensarlo mucho, a los 10 meses realizaron la cirugía que las separaría de por vida.

“El hígado es vital, pero se puede regenerar así que lo cortamos por la mitad”.

Publicidad

-Kevin Lally, para Inside Edition.-

Youtube Captura/Inside Edition

Las chicas sobrevivieron.

Aunque tenían solo una mínima posibilidad de vivir, 20 años después , estas lindas hermanas pueden decir con todo orgullo que ganaron la batalla más difícil de sus vidas y le agradecen al doctor Lally poder ser individuos independientes; “juntas pero no pegadas”.

Youtube Captura/Inside Edition
youtube Captura/ Inside Edition

De todas formas, estas chicas son mejores amigas, ¿curioso no?

Youtube Captura/Inside Edition

Mira el video:

¿Haz conocido algún caso de siameses?

Publicidad



Fuente: UPSOCL

Publicidad

Written by Mary

Mary

Pensando como siempre en la inmortalidad del cangrejo, surgió una epifanía en la cual soñé un mundo cabalgado por unicornios que sobrevuelan un sin fin de praderas de estrellas y esperanzas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.