RECETA – Ensaladas con tofu

Publicidad


El post de hoy es un poco diferente de lo que suelo subir (una receta por post y un montón de explicaciones y variaciones) porque por estas fechas siempre me pedís muchas ensaladas, principalmente de pasta y de arroz, y por más que suba nunca parecen suficientes 😛 Así que me he puesto manos a la obra con Sojhappy para hacer unas cuantas ensaladas super adaptables para este verano, todas ellas con tofu y otros productos de soja, para que tengáis muchas ideas a la hora de cocinar algo fresco, incluyendo proteínas, y apto también para llevar en el táper y comer fuera.

Publicidad

Estas recetas son en colaboración con Sojhappy, pero como siempre mis opininones son mías y explico las recetas como hago con cualquier otra: dándoos el peñazo con las características de cada proceso e ingrediente 😉

 

Publicidad

Ensalada de pasta y noodles de calabacín con tofu ahumado - CreatiVegan.net

Ensalada de pasta y noodles de calabacín con tofu a la plancha

Dificultad: fácil
Tiempo de preparación: 10-12 minutos
Raciones: para 2-3 personas
Ingredientes:
♥ 50 g de noodles (fideos orientales finos, los que quieras, sin huevo)
♥ ½ calabacín grande
♥ aprox. 150 g de hojas de lechuga (variadas o no, lo que quieras)
♥ 150 g de yakitofu (tofu a la plancha) Sojhappy
♥ 1 zanahoria mediana
♥ 8-10 tomatitos cherry
♥ 8-10 moras
♥ 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra (el que quieras)
♥ 1 cucharada de semillas de lino machacadas
♥ 1 cucharada de zumo de limón
♥ una pizca de sal (al gusto)

Publicidad

Primero cuece la pasta según las instrucciones del paquete. En los fideos que he usado yo ponía que 8 minutos en agua hirviendo, así que he puesto unos 2 litros de agua a hervir, una vez en ebullición he añadido la pasta, bajado un poco el fuego y tras los 8 minutos, escurrir y lavar con agua fría con cuidado. Añade el aceite de oliva y mezcla bien la pasta.

Mientras se hace la pasta lava el calabacín y espiralízalo o córtalo en juliana (tiras finitas) para que quede como fideos en la ensalada.
Pela la zanahoria y córtala en tiras finas con un pelador o con un sacapuntas para verduras.
Corta el tofu en daditos y los tomates en cuartos.

Haz la ensalada poniendo un lecho de lechuga y encima los noodles de calabacín y la pasta. Salpícalo con el resto de ingredientes, un poco de sal y el limón y sírvelo fresquito.

 

La gracia de esta ensalada, además de que se hace rápido, es la combinación de sabores. El calabacín crudo fresquito, con el limón, tiene un aroma suave y una textura crujiente que se suman a su sabor fresco que no tiende a repetirse como el pepino (ojo, no a todo el mundo le pasa). Aunque podemos usar la pasta que queramos, yo prefiero una pasta fina que se haga más rápidamente y quede más entera, por eso he elegido unos noodles de trigo finos, pero podría haber usado los típicos de arroz que solo necesitan un par de minutos. La textura es igualmente buena, aunque los de trigo tienen más sabor. No importa, si usas los de arroz enfríalos también con agua del grifo y ponles, además del aceite de oliva, unas gotas de salsa de soja.
La zanahoria cuanto más fina la hagamos más nos va a gustar su sabor en esta ensalada. El efecto “papel de zanahoria” es muy agradable al pinchar y llevarnos a la boca un puñado de esta ensalada, por eso he usado un “sacapuntas” para verduras, pero se puede hacer muy bien también con un pelador normal o con una mandolina ajustable.
Las moras dan un toque afrutado y ácido sin ser demasiado dulce, por eso las he usado, pero en lugar de moras puedes poner grosellas u otra fruta así también ácida y cuyo dulzor no prevalezca sobre el resto de ingredientes. La verdad es que disfruto más las moras en ensalada que solas 🙂

El tofu os va a encantar. Si ya habéis probado el tofu tal cual y no os ha hecho mucha gracia, os recomiendo probar este. Es yakitofu o tofu a la plancha. Viene en el paquete ya listo para usar, no hace falta calentarlo ni nada, abres, cortas y añades. Lo primero que notarás es que es tofu duro… duro! Es tofu japonés, más prensado y con menos cantidad de agua que otros tofus. El sabor del tostado es ligero pero suficiente para resaltar el aroma y sabor del propio tofu, que de verdad que sabe muy bien, ni punto de comparación con los tofus de supermercado (en serio).
Para comer en crudo y para ensaladas os recomiendo utilizar este tofu, es el que usaba hace años cuando tenían la tienda en la c/ Reina (ahora está en Diego de León).

Las semillas de lino es mejor que las uséis siempre machacadas, rotas o molidas en el momento si queréis absorber bien todos los nutrientes (si las coméis enteras son difíciles de masticar por su tamaño… y salen igual que han entrado xD).

Otras cosas que podéis poner en esta ensalada: tomates secos (rehidratados en agua), cebolleta, pasas, nueces, almendras tostadas, unas cucharadas de quinoa inflada (que no sea azucarada ni nada de eso), perejil y cilantro frescos, aceitunas (especialmente hojiblancas o kalamata), apio en trozos, canónigos, brotes de alfalfa… mira lo que tengas por la despensa y que te apetezca 😉

Ensalada de patata con salchichas de tofu - CreatiVegan.net

Ensalada de patata con salchichas de tofu

Dificultad: fácil
Tiempo de preparación: 30 minutos + tiempos de reposo
Raciones: para 3-4 personas
Ingredientes:
♥ 10-12 patatas pequeñitas (de las que venden para guarnición)
♥ 4 salchichas de tofu, quinoa y zanahoria Sojhappy
♥ unas hojas de lechuga (aprox. 100 g de hojas frescas)
♥ ½ cebolla morada
♥ 8-10 tomatitos cherry
♥ 2 cucharadas de paté de olivas negras (para hacerlo en casa basta con batirlas con la batidora, sin hueso, con una pizca de sal y aceite de oliva)
♥ 1 cucharada de aceite de oliva (para marcar las salchichas)
♥ una pizca de sal (al gusto)
Para la salsa rosa:
♥ ½ taza de tofunesa casera o comprada
♥ ¼ de taza de salsa de tomate casera o tomate frito
♥ 1 cucharadita de mostaza de dijon

Lava muy bien las patatas, con un cepillito bajo el grifo. Hazlas al vapor, tapadas, unos 12-15 minutos, hasta que estén tiernas. Yo he aprovechado para hacer unas cuantas más y tener para otros días.
Saca las patatas y pásalas por el grifo con agua fría para enfriarlas lo antes posible.

Mientras se hacen las patatas pincela una sartén grill con el aceite de oliva a fuego fuerte y pon las salchichas. Deja que se marquen al menos por dos lados, tardarán muy poquito (1-2 minutos). Si lo prefieres puedes dorarlas enteras a la plancha en una sartén antiadherente a fuego medio.
Sácalas y deja que se templen.

Pela la cebolla y córtala en tiras finas. Corta los tomatitos por la mitad.

Para hacer la salsa rosa pon la tofunesa en un recipiente para batir (como si fueses a hacer veganesa de nuevo) y mientras bates añade poco a poco la salsa de tomate y la mostaza hasta que quede una crema homogénea. Déjalo en la nevera hasta el momento de usar.

Corta las patatas en mitades o cuartos y salpícalas con una pizca de sal. Ponlas sobre la lechuga y mézclalas con las salchichas. Añade los tomates y la cebolla y pon salsa por encima (no hace falta ponerla toda). Puedes añadir unas rodajitas de limón para aliñar un poco más si lo ves necesario. Pon el paté de olivas negras en trocitos por la ensalada (con una cucharita, dejando caer trocitos). Sírvelo tal cual, fresco.

Para esta ensalada de patata he elegido las salchichas de tofu, quinoa y zanahoria porque son grandes, jugosas, muy sabrosas y su sabor se conjunta perfectamente con el de la patata y la salsa, la pungencia de la cebolla y los puntos de sabor del paté de olivas negras. La verdad es que estas salchichas quedan bien con cualquier cosa, pero para mí la combinación patatas al vapor + salchichas de tofu es genial. Además queda un plato muy saciante (de ahí que ponga que para 3-4 personas).

Las texturas de esta ensalada la hacen muy agradable para comer en cualquier momento y llevar en un táper. Puedes acompañarla de pan crujiente para contrastar con la cremosidad de la patata y salchichas con la salsa rosa.

Ensalada de patata con salchichas de tofu - CreatiVegan.net

Para más sabor aún se pueden hacer las patatas también al grill. Es decir, las hacemos al vapor, enfriamos, cortamos y marcamos en la sartén grill. Y lo podemos servir templado o caliente, por ejemplo en invierno. En lugar del paté puedes poner directamente aceitunas negras si no quieres complicarte la vida, aunque la textura no es igual, pero si a ti te gusta eso es lo que importa 😉
Si no te apetece hacer la salsa completa haz solo la tofunesa, o añade directamente la salsa de tomate. No es necesario añadir ningún aliño más, lo único que haría sería aguar la salsa. También, si lo prefieres, puedes hacer una salsa de tomates crudos batiéndolos con la batidora y añadiendo sal, orégano y un trocito de manzana (para corregir acidez).

Ensalada de arroz con okara, rúcula y nectarinas al grill - CreatiVegan.net

Ensalada de arroz con okara, rúcula y nectarinas al grill

Dificultad: fácil
Tiempo de preparación: 20 minutos + tiempos de reposo
Raciones: para 2-3 personas
Ingredientes:
♥ 1 taza de arroz integral (yo he usado arroz rojo)
♥ ½ taza de okara de soja fresco
♥ aprox. 50 g de rúcula fresca
♥ 2 nectarinas medianas maduras
♥ 1 cucharada de aceite de sésamo (u otro aceite aromático que te guste)
♥ 1 cucharadita de semillas de lino machacadas
♥ ½ cucharadita de semillas de sésamo (blancas, tostadas, negras, las que quieras)
♥ 1 cucharadita de aceite de oliva (para dorar las nectarinas)
♥ 2 hojas de laurel
♥ una pizca de sal (al gusto)

Como el arroz integral suele tener un tiempo de cocción más alto que el arroz blanco, lo que hago es dejarlo en remojo al menos media hora antes de cocerlo.
Tras reposar escúrrelo, ponlo en una cacerola con las hojas de laurel y añade 1 taza y ½ de agua. Tápalo y ponlo a fuego fuerte. Cuando empiece a hervir baja el fuego (a fuego lento) y deja que se cueza hasta que no quede agua. Remueve el arroz y déjalo reposar, tapado, 5 minutos más. Después deja que se enfríe en un lugar fresco.

Mientras se hace el arroz pincela con el aceite de oliva una sartén grill o una parrilla a fuego fuerte. Lava las nectarinas y córtalas en octavos (más o menos). Que los trozos no sean muy grandes.
Colócalos en el grill y deja que se marquen (tardarán poquito, más o menos 1 minuto). Dales la vuelta y deja que se marquen por el otro lado. Sácalos a un plato y deja que se enfríen.

Pon el arroz en la ensaladera (quita las hojas de laurel) con la rúcula y mézclalo salteando. Añade una pizca de sal y saltea de nuevo. Desmiga con las manos el okara y añádelo. Añade el resto de ingredientes y saltéalo para mezclar. Pruébalo y rectifica de sal si fuese necesario. Puedes añadir si quieres alguna vinagreta suave (por ejemplo vinagreta de manzana).

En esta receta en lugar de utilizar tofu he usado okara, que es una especie de “sémola” que queda tras hervir, triturar y filtrar las habas de soja para hacer leche de soja. Esta pulpa es soja ya hecha y aprovechable tal cual. Pinchando en “okara” os lleva a “iriokara”, que no es lo que he usado, pero es que en la web no tienen aún el okara puesto. Es un paquete que viene con dos buenas bolas de okara (como 1 taza y pico cada una) y no llega a 2€. Bueno, el okara se desmiga fácilmente con las manos, pero también se pueden formar bolitas con ello solo apretándolo, así que si quieres pon bolitas en lugar de desmigarlo.
Su sabor es muy suave, no es como el tofu porque no ha recibido el mismo tratamiento, como decía antes es soja cocida, triturada y escurrida, no ha pasado por el proceso del tofu, que consiste en coagular la leche de soja con nigari, dar forma y prensar.
La textura es muy parecida a la polenta, pero se deshace al comerlo. Es muy curioso y muy agradable. En las ensaladas además da un toque de color y frescor muy interesante. Al no necesitar ningún procesado extra lo podemos usar directamente.

Las nectarinas al grill son una delicia. Al marcarlas provocamos que se formen nuevos sabores principalmente por las reacciones de caramelización que se producen en la superficie. Eso sí, hacedlo a fuego fuerte y vigilándolo. Si lo ponéis a fuego bajo se nos cocerán los trozos de nectarina, y no queremos eso, solo queremos el extra de sabor por fuera. En lugar de nectarinas puedes probar con melocotones, albaricoques, ciruelas y otras frutas así carnosas.

Partiendo de la base de esta receta, el arroz y okara, puedes hacer otras muchas ensaladas y platos calientes. Por ejemplo puedes saltear juntos el arroz y el okara y usar como acompañamiento, o utilizar un arroz cocido con leche de coco y añadir el okara una vez frío. Hay muchas combinaciones posibles 😉

Ensalada de pasta de colores con tofu ahumado y champiñones - CreatiVegan.net

Ensalada de pasta de colores con tofu a la plancha y champiñones

Dificultad: fácil
Tiempo de preparación: 20 minutos + tiempos de reposo
Raciones: para 2-3 personas
Ingredientes:
♥ 1 taza de pasta de colores (sin huevo)
♥ 150 g de yakidofu (tofu a la plancha) de Sojhappy
♥ 4-5 champiñones portobello grandes (o champiñones blancos, que también sirven)
♥ unas hojas de lechuga hoja de roble
♥ ½ aguacate grande
♥ ½ taza de nueces peladas
♥ ¼ de cucharadita de semillas de lino machacadas
♥ ½ cucharadita de semillas de sésamo (blancas, tostadas, negras, las que quieras)
♥ 1 cucharada de aceite de oliva (u otro aceite aromático que te guste)
♥ 1 cucharada de vinagre de arroz (u otro vinagre suave)
♥ una pizca de sal (al gusto)

Primero haz la pasta según las instrucciones del paquete. Pon abundante agua y sácala tras los minutos que especifique para que quede “al dente”. Escúrrela y lávala con agua fría para enfriarla rápido y conservar la textura. Escúrrelo muy bien, añade el aceite de oliva y mézclalo.

Mientras se hace la pasta corta el tofu en daditos. Lava muy bien los champiñones y córtalos en cuartos. Abre el aguacate, quita el hueso y córtalo en daditos o tiras (lo que prefieras).

Pon en una ensaladera grande la pasta con las semillas y sal y mézclalo bien, salteándolo. Añade el resto de ingredientes y mézclalo muy bien. Pruébalo y rectifica de sal si fuese necesario.

Esta es una receta típica de ensalada de pasta, utilizando una pasta corta (lacitos, espirales, gigli, lo que quieras) y añadiendo elementos que le den frescura, como los champiñones crudos, que son un recurso rápido y exquisito para este tipo de ensaladas.

De nuevo he usado el tofu a la plancha porque es la manera más rápida y deliciosa de añadir proteínas a la ensalada. Como dije en la primera receta, es solo abrir y cortar, y tanto su sabor como su textura merecen mucho la pena. A mí me gusta mucho en ensaladas de pasta, pero también se puede añadir a ensaladas de arroz. Como veis tampoco he aliñado mucho la ensalada porque bueno, no todo lo que sea ensalada necesita obligatoriamente un aliño. Con los trozos de aguacate es suficiente, nos proporciona su suavidad y cremosidad a la vez que un toque de sabor suave. Por otro lado el vinagre de arroz solo está para dar una pizca de acidez y dulzor que siempre va genial con el tofu. Una de las cosas que me gusta hacer con el tofu duro es saltearlo y al final añadir una pizca de vinagre de arroz y una pizca de salsa de soja. De hecho algunas salsas las hago así, con vinagre de arroz y salsa de soja. No queda nada fuerte pero sí resalta ciertos aromas y sabores.

Si queremos podemos añadir alguna cosa más: apio en trozos, dados de manzana o pera, croutons, uvas, pasas, aceitunas, etc. Para mí está perfecta así, pero de no haber tenido champiñones frescos habría puesto zanahoria y maíz. Ya, ya sé que no se parecen en nada a los champiñones, pero son otras de mis opciones para ensaladas 😉

Ensalada de pasta de colores con tofu ahumado y champiñones - CreatiVegan.net

¿Y cómo que hoy hay tantas recetas?

Pues porque estas son las cosas que más me pedís sobre todo ahora en verano.

Es cierto que subo pocas ensaladas, así en general. No es que no me gusten, es que siempre me parece algo tan simple que no requiere ningún conocimiento especial más que mezclar y servir. Tampoco tomo tantas ensaladas, pero en verano es algo que apetece bastante más, sobre todo las ensaladas de pasta y de arroz.

Últimamente he estado escribiendo bastante sobre cómo hacer platos más completos, por ejemplo en este artículo hablo de cómo incluir más proteínas vegetales en tu dieta, en este otro de cómo hacer ensaladas completas, en este profundizo sobre las legumbres y en esta nutri-imagen cuento, con la información nutricional de Lucía Martínez, qué son buenas fuentes de proteína en una dieta 100% vegetal. Así que me pareció buena idea coger un ingrediente bastante incomprendido como es el tofu para hacer una serie de recetas de ensaladas que se salieran de lo común.

Para ello he utilizado todo productos de Sojhappy, que era (y es, ojo) una tienda de productos japoneses a base de soja que solía estar en la c/ Reina en Madrid y que servía a supermercados como El Corte Inglés. La primera vez que probé algo fue su tofu duro y la verdad es que me encantó, no tenía el sabor ni textura de otros tofus “estilo japonés” que venden. Este sabía a tofu recién hecho, a soja recién cocida… es muy agradable.
Alguna que otra vez compré más cosas porque todo lo que lleva el apellido “de tofu” tiene como ingrediente principal el tofu. Creeréis que es una obviedad, pero solo tenéis que mirar las etiquetas de otras salchichas o hamburguesas “de tofu” para ver que llevan más cantidad de cualquier otra cosa que de tofu (en serio, miradlo).

Productos Sojhappy: okara de soja, tofu a la plancha y chocotofu

Para mí no hay mejores productos de tofu porque es que de verdad que saben a tofu, y a tofu bueno, porque el tofu deverdaddelabuena sabe muy bien, no es completamente insípido, tiene ese aroma de la legumbre con la que está hecha. Las hamburguesas, salchichas y demás cosas están buenísimas precisamente por esto.

Hace unos años cerró la tienda de la calle Reina y creo que todo el mundo pensamos que Sojhappy había desaparecido para siempre… pero no. Abrieron de nuevo en General Díaz Porlier 84 (al ladito del metro Diego de León) y me enviaron un mail para la inauguración. Me pasé por allí y lo que vi son un montón de cosas nuevas aparte de mi queridísimo tofu japonés: tofus con verduras, con setas, con sabores (naranja, plátano, chocolate… el de chocolate sabe a brownie, ahí lo dejo :P), nuevas hamburguesas, pizzas, platos preparados, okara, natto (natto!!!!), leche de soja recién hecha, batidos, salsa de soja japonesa…

En la tienda están Javier y Alba, que lo han montado muy bien, muy bonito, etiquetándolo todo como corresponde, con su tienda online y haciendo degustaciones para quienes aún no conocen los productos de Sojhappy. Son muy agradables y les podéis preguntar cualquier cosa sobre los productos, que os podrán contestar perfectamente. Yo me llevo muy bien con ellos, desde que me enviaron el primer mail hemos seguido en contacto y quedando de vez en cuando. A ellos les gusta mucho mi trabajo en CreatiVegan y Gastronomía Vegana y a mí me gustan mucho las cositas de Sojhappy, así que teníamos que hacer algo juntos 🙂

Ensalada de pasta y noodles de calabacín con tofu ahumado - CreatiVegan.net

También ellos se han puesto a cocinar y a compartirlo en redes sociales. Alba me contaba que antes de la tienda tampoco es que se interesase mucho por la cocina, pero ahora hasta inventa cosas. Echad un vistazo en su Instagram y veréis algunas de ellas 🙂

Después de probar algunas cosas nuevas, como las hamburguesas de natto, que me parecen las mejores del mundo mundial, se me ocurrieron bastantes usos para todas y cada una de las cosas que tienen. Entre ellos, las ensaladas que os he puesto aquí + las variantes de ingredientes que propongo. Para mí han sido las mejores combinaciones con estos ingredientes. Son fáciles de hacer en general, se tarda poco y lo que obtenemos son ensaladas que se salen bastante de lo común. Ya podrían poner cosas así cuando la única opción vegana es “ensalada” 😛

Siempre trato de subir recetas que no solo hayan significado algo para mí (técnica, ingredientes, etc), si no también que sean útiles para [email protected] Algunas lo son más y otras menos. Vale que no todos los días vamos a hacer y comer bizcochos (por poner un ejemplo) o cosas más complejas (en cuanto a elaboración), pero una ensalada sí es algo que podemos hacer aunque no tengamos ni idea de cocinar y pocas cosas en la nevera. Además así nos familiarizamos con ingredientes que quizá antes no conocíamos, como en este caso el tofu y el okara, o simplemente expandimos nuestro concepto de “ensalada” más allá de la lechuga y el tomate. La verdad es que si dejas de tenerle miedo a experimentar aprendes un montón, y no siempre te va a salir mal. No tengas miedo al fracaso tampoco, en la cocina, como digo siempre, es cuestión de aprendizaje y práctica, como todo lo demás. ¿O acaso nacemos sabiendo conducir un coche? 😉

Pues os dejo con estas recetas, que espero que probéis muy pronto, que está haciendo un calor insoportable!

 

//giphy.com/embed/xT0Gqz4x4eLd5gDtaU

via GIPHY

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Publicidad



Fuente: Tasty Recetas

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.