RECETA – Pastella de pollo marroquí

Publicidad


Dificultad: Media
Para 6-8 personas
Tiempo de elaboración: 60 minutos

Publicidad

  • Para la vuelta he buscado un plato de la cocina marroquí que me encanta y que creo que es fácil que guste a todo el mundo. Espero que os animéis a hacerla, puesto que no es complicado y resulta exquisito.
  • Tradicionalmente la pastella o pastilla se elabora con pichón, hoy día la mayoría se hacen con pollo, más fácil de conseguir en el mercado y más económica.
  • Todos los ingredientes se pueden conseguir en el mercado europeo, incluido el Ras el Hanout.

Ingredientes:

1 Pollo entero partido
2 cebollas
3 dientes de ajo
5 gr. de jengibre fresco
perejil fresco picado
5 gr. de Ras el Hanout
5 gr. de nuez moscada
5 gr. de jengibre en polvo
1 gr. de azafrán en hebras
6 huevos
100 gr. de almendras tostadas en láminas
30 gr. de miel
50 ml. de agua de azahar
hojas de pasta brick
50 gr. de mantequilla derretida
azúcar glass
un chorrito de miel
canela en polvo
sal, pimienta y aceite de oliva

Calienta un poco de aceite en una cazuela y cuando esté caliente añade el pollo dorándolo por todos lados ( tarda unos 10 minutos).

Publicidad

Retira el pollo y ponle sal y pimienta. Reserva.

Publicidad

En la misma cazuela añade la cebolla, el ajo y el jengibre fresco picado.  Deja que se ponga blando sin llegar a dorarse.

Añade el azafrán, el ras el hanout,el jengibre en polvo y la nuez moscada. Frie durante unos minutos hasta que el olor de las especies inunde la cocina.

Incorpora el perejil picado.

Vuelve a poner el pollo, cubre con agua y deja que cueza 20 minutos con la cazuela tapada desde que rompe a hervir.

Pasado este tiempo retira los trozos de pollo y deja reducir el líquido hasta que se vuelva una salsa espesa.

Pon los huevos en un bol.

Añádelos a la salsa y mueve con una varilla para hacer como unos huevos revueltos.

Retira del fuego cuando esté cuajado.

Desmiga con las manos el pollo.

Mezcla las almendras con la miel y el agua de azahar en otro bol.

Pinta con mantequilla un molde de rosca desmontable.

Coloca en el fondo dos hojas de brick pintadas de mantequilla de forma que sobresalgan bastante.

Y vete poniendo capas alternadas de pollo, salsa y almendras.

Entre cada una de las capas pon otra hoja de brick, siempre pintadas con mantequilla.

Puedes hacer las capas que quieras, yo he hecho tres capas de cada relleno.

Cuando termines con una hoja de brick recoge todo el exceso de masa de los bordes hacia el centro. Hornea 15-20 minutos a 200º y cuando tenga un bonito color dorado retira del horno.

Decora con un chorrito de miel, azúcar glass y un poco de canela y sirve.

Pastella de pollo marroquí

Te dejo una foto de la pastella abierta para que veas como queda por dentro.

Publicidad



Fuente: Palomadelarica.com

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.