Su ex marido la acuchilló y le lanzó ácido. La encontraron muerta y él dice que es inocente

Publicidad


“¿Pero por qué se quedó? ¿Por qué no huyó? ¿Por qué no llamó a la policía?”y muchas otras son preguntas que suelen surgir cuando la gente se ve enfrentada a la violencia intrafamiliar. Parece particularmente difícil ponerse en el lugar de víctimas que sufren tanto de un abuso físico como de uno emocional, que es lo que acaba reteniéndolas con quienes les hacen daño. Es lo que pasó por años Rachael Madison de 44 años.

Publicidad

Su esposo, Jarvis, quien juró amarla y respetarla hasta que la muerte los separara, echó ácido sobre uno de sus tatuajes porque no le gustaba y cortó parte de la piel de su nuca, para que quedara marcada por él para siempre. Esto, por supuesto, además de golpizas irracionales cada vez que le daba la gana.

News Journal

Pero Rachael era una mujer increíble y logró vencer sus miedos. Comenzó a planear su viaje a Florida, donde tenía familia. Su tía iría por ella, mientras Rachael hacía las compras.

Cuando Jarvis se enteró, la fue a buscar, la metió al auto y echó a andar mientras apuntaba su cabeza con una pistola calibre .45.

Publicidad

News Journal

De acuerdo a lo que Rachael le contó a su familia, ella se quejó de que debía ir al baño o se iba a hacer encima. Jarvis la bajó del auto a patadas y la dejó correr… mientras le disparaba. Afortunadamente, ningún tiro le dio a la mujer y logró escapar y encontrarse con su tía.

Comenzó una vida nueva en Florida.

Pexels

Rachael tuvo un periodo feliz y tranquilo que comenzaba llevando a los hijos que tenía de una pareja anterior a clase y luego salía a correr a la playa. Aún recibían llamadas de Jarvis, pero cada día se sentía más lejos de él y más segura en casa.

Publicidad

La había tratado de llamar 30 minutos antes de que saliera a correr, ese día. Pero lo ignoraron, como lo habían ignorado antes.

“Parecía ser un nuevo comienzo para Rachael. Su tía le dijo a los detectives que había estado muy animada desde que se empezó a quedar con ella y que estaba armando su curriculum vitae para encontrar un trabajo. Que salía a correr a la playa todos los días por horas, pero siempre regresaba”.

WHAS11 en conjunto con ABC

Esta vez no regresó. 

Sus restos fueron encontrados en Tennessee.

Al momento de encontrarlos, Jarvis Madison se encontraba detenido por la policía por otras acusaciones y por supuesto negó haberle hecho daño a su esposa.

Ahora el FBI está a cargo de asegurarse de que por fin se haga justicia y ya lo han acusado de rapto por lo que ocurrió en el auto. La investigación está en curso.

Nuestros pensamientos están con su familia.

Publicidad



Fuente: UPSOCL

Publicidad

Written by Mary

Mary

Pensando como siempre en la inmortalidad del cangrejo, surgió una epifanía en la cual soñé un mundo cabalgado por unicornios que sobrevuelan un sin fin de praderas de estrellas y esperanzas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.